Navigation

Salmón en papillote o fast food en condiciones

salmon_papillote_01

Qué malas son las prisas, las neveras vacías y las estanterías desabastecidas. Cuántas veces nos dejamos llevar por el demonio del sandwich o el fantasma del bocata. Y ya no quiero hablar de pedir comida por teléfono. Eso ya es un sacrilegio.

Sé que llegáis cansados, hartos, con ganas de tumbaros y de no hacer nada. Pero realmente se puede cenar bien teniendo los ingredientes adecuados y con muy poca preparación. Hoy hemos tomado un Saumon en papillote au fondu de poireaux et carottes (qué bien suena ¿eh?)

salmon_papillote_02

Nada más sencillo que tener unos filetes de salmón en el congelador (los hay MUY buenos, y siempre viene bien tenerlos a mano), un puerro, una zanahoria grande, un brick de nata líquida y un poco de concentrado de tomate (vale sino cualquier salsa de tomate).

Partís la zanahoria y el puerro muy fino en tiras. Se pocha y salpimienta en una sartén (primero la zanahoria, y al cabo de un rato se añade el puerro) con aceite de oliva o mantequilla, a vuestro gusto. Luego se añade el brick de nata líquida (20 cl. está bien) y una cucharada del concentrado de tomate. Opcionalmente podéis echarle un fondo de pescado o marisco, pero eso ya es para nota. Tapad todo y dejadlo unos minutos a fuego lento.

Al mismo tiempo coged un trozo largo de papel de aluminio (aprox 1 metro) y dobladlo por la mitad. En medio echad los puerros y zanahorias con el filete de salmón encima (puede estar congelado) como véis en la foto de arriba. Salad el filete y echadle un poco de eneldo si tenéis. Opcionalmente podéis poner una base de papel de cocinar (¡ojo! ¡no papel de cocina!) para evitar que se rompa el papel de aluminio cuando os lo comáis. Doblad el papel de aluminio sobre sí mismo y cerradlo como se ve en la foto superior.

salmon_papillote_03

Ahora sólo queda meterlo al horno a 190º. En 15 minutos debería hincharse. Si no lo ha hecho es porque no lo habéis cerrado bien. No pasa nada. Dejadlo 5 minutillos más y sacadlo. A estos tiempos sumadle 5 minutos más si el salmon estaba congelado.

Se coloca sobre un plato, se abre y se come en el mismo envoltorio que lo habéis hecho. Rápido, limpio y bien bueno, la verdad.